La Tragedia Menos Trágica de Todas las Tragedias

En realidad este post está demás, pues nada de lo que se escriba en los próximos días podrá describir con exactitud lo que cada uno de nosotros vivió internamente al momento de saber la gran noticia que conocimos este histórico y milagroso 22 de Agosto de 2010.

Cada quién sabrá identificar SU nudo en la garganta, SUS lágrimas a punto de estallar, SUS gracias a sus seres divinos, SUS ganas de gritar FUERZA MINEROS. Todos lo vivimos y todos lo sentimos, quizás por eso no hace falta explicarlo.

Y es que en esa alegría indescriptible que todos sentimos este domingo había mucho más que la satisfacción de saber que esas 33 vidas humanas seguían luchando en lo más profundo de esa mina.

Teníamos ganas de gritar y cantar victoria por tantas otras tragedias que nos han enlutado a lo largo de nuestros 200 años que estamos a punto de cumplir.

Allá abajo, en la mina San José, junto a esos hombres estaban tantas historias con olor a muerte que nos persiguen, que a medida que pasaban los días, querámoslo o no, hacían que nuestras esperanzas se hicieran más débiles.

Nadie quería pensar en un nuevo Antuco (tragedia en la que fallecieron bajo la nieve 45 soldados chilenos), nadie quería pensar en los padres, hermanos y amigos que el mar aún no devuelve luego del Tsunami del 27 febrero pasado. Nadie.

Ni Los aluviones de Antofagasta y Santiago, ni los muertos y desaparecidos de la Dictadura, ni los terremotos devastadores del 1960, 1985 y 2010, ni las tragedias carreteras de Argentina y Putre donde fallecieron niños y niñas de nuestro país. Ya no queríamos volver a ver ataúdes ni a familiares ahogados en llanto.

Este 22 de agosto de 2010 se dijo basta a la fatalidad, a la muerte, al llanto de desconsuelo. Un simple papelito de 33 caracteres escrito con el aliento de 33 vidas que decía: ESTAMOS BIEN EN EL REFUGIO LOS 33, nos devolvió la vida a todos los que estábamos acá arriba, en la superficie.

La muerte esta vez pasó de largo y el mundo se enteró de que allá abajo, a más de 700 metros de profundidad está vivo y envuelto en una bandera chilena el más claro ejemplo de supervivencia que nos ha tocado presenciar a las nuevas generaciones.

Hay quienes hablan de milagro, otros dan gracias a Dios, algunos prenden vela a su santo o santa favorita, muchos piensan en la labor de los rescatistas que trabajaron (y siguen) día y noche. Los familiares de los mineros destacan la experiencia y entereza de sus padres, hijos, hermanos y amigos que están allá abajo.

Personalmente creo y considero que fue una conjunción de todo lo anterior, pero por sobre todo, creo que está la fuerza y el orgullo de ser chileno, pues hay que haber nacido en este pedazo de tierra, entre la Cordillera de Los Andes y el Océano Pacífico, para saber que tenemos huevos de sobra para pelear incluso cuando ya nos dan por muertos.

Bustok.

2 pensamientos en “La Tragedia Menos Trágica de Todas las Tragedias

  1. Visto friamente desde lejos por una tv, la mayoria de las personas con la que se tocaba el tema, daban por terminada la lucha humana, y era de esperarse, pues las circunstancias llevaban a una logica negativa.. Y es justo cuando la supuesta logica viene Valiendo madre, cuando se une una fuerza de voluntad, una valentia , un angel y un toque de lagrimitas que convirtieron esa angustia en un momento magico.
    AGUANTE<3

  2. Pucha, ojalá pudiera ser tan patriota, amigo mío. Sin embargo, algosi puedo reconocer: los 33 individuos encerrados allá abajo han hecho algo heroico, quizá el acto heroico por excelencia, que es sobrevivir frente a una situación totalmente adversa.
    Maestros.

No seas vaca y comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s